Nº de visitas

Seguir por correo electrónico

 

Buscar en este blog

Me gusta

Autonomía y responsabilidad en los niños y niñas

miércoles, 16 de octubre de 2013

La responsabilidad es una cualidad esencial para las personas, es fundamental que aprendamos a ser dueños de nosotros mismos y de nuestros actos. Si queremos que los pequeños sean autónomos tenemos que enseñarlos a ser responsables.

A medida que crecen los niños van buscando su autonomía. Es importante que sepan que la responsabilidad de sus actos es cosa suya.
Para ayudarles a crecer con madurez y ser felices es fundamental que padres y educadores procuren fomentar la autonomía, para que sean capaces de hacer las cosas por sí mismos.
Normalmente tendemos a protegerles, es cierto que necesitan un adulto que les ayude a organizarse, pero han de ir asumiendo responsabilidades poco a poco; no debemos obsesionarnos, confiar en sus capacidades y dejarles solos, siempre supervisando.
Es un error pensar que los niños no pueden ser responsables, si pueden serlo. Poco a poco han de ir ocupándose de cosas que si pueden hacer y de este modo aprenden a ser autónomos.
grupos2 Autonomía y responsabilidad en los niños y niñas

 Beneficios de la Autonomía en los niños y niñas

  • Favorece su capacidad de concentración, al ver que esto es responsabilidad suya.
  • Les ayuda a pensar, no les viene todo pensado de fuera.
  • Desarrollan su fuerza de voluntad y su capacidad de esfuerzo, imprescindible para lograr sus metas.
  • Fomentan su autodisciplina y control interno.
  • Favorece su madurez y su desarrollo.
  • Aprenden habilidades fundamentales para su vida adulta.

10 Consejos para ayudarles a ser Autónomos y Responsables

  1. Da poco a poco a los pequeños responsabilidades adecuadas a su edad (vestirse, recoger su cuarto, colaborar en tareas de la casa, ocuparse y organizar sus tareas escolares)
  2. Involúcralos en la planificación y elaboración de tareas en los eventos familiares (fiestas, paseos, salidas, compra, etc. )
  3. Establece horarios y rutinas así como reglas. Han de ser concisos, claros y consensuados.
  4. Confía en sus capacidades y déjale solo, aunque supervisa. Si le transmites que crees que es capaz, el niño lo creerá.
  5. Apórtale seguridad en sí mismo dejándole que se ocupe solo de hacer determinadas tareas.
  6. Deja que se equivoquen,  y habla con él, de lo que ha pasado y de cómo evitarlo. Haz que aprenda de sus equivocaciones.
  7. Estimula los logros con comentarios positivos. Deja los regalos para ocasiones especiales, no le  motives con ellos, ha de aprender la importancia de ser responsable, por los beneficios que le aporta no porque vaya a recibir un regalo.
  8. Déjale que haga las cosas solo, que sea autónomo y que tome sus decisiones. Supervísale, pero desde la distancia.
  9. Enséñale a tomar decisiones, muéstrale como analizar y reflexionar las diferentes opciones.
  10. Explícale que cada acción tiene sus consecuencias. Tanto positivas como negativas, y que por lo tanto el mismo es el responsable de sus actos.
Celia Rodríguez Ruiz
Psicóloga y Pedagoga
@Celia_RodrigRu

0 comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Con la tecnología de Blogger.